GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes

La Cocina de Morilands

GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes

Hola chic@s!!! De nuevo por aquí, pero esta vez con una opción muy diferente a la que os tengo tan acostumbrad@s. Como veis, os dejo unas galletas integrales con avena y cacahuetes que no tienen nada de dificultad y que las podrán hacer hasta los más perezosos sin apenas esfuerzo.

Cuando te propones comer un poco más sano y saludable, siempre se piensa que será muy difícil, que no encontrarás recetas aceptables, que echarás de menos muchas de tus comidas habituales y la verdad es que te sorprendes al comprobar la cantidad de opciones que se pueden encontrar y de ingredientes que cada vez van apareciendo en los estantes de nuestros supermercados habituales y que hasta hace poco tiempo era impensable encontrar con esta facilidad.

Es tal el número de personas que tienen alguna intolerancia, alergia o simplemente que han decidido cambiar su alimentación para encontrarse mejor y conseguir una buena calidad de vida que cada vez van surgiendo más y mejores alternativas para ayudarte en la cesta de la compra y en ampliar nuestro recetario.

Pues bien, estas galletas de avena son diferentes. Al ser caseras, notas mucho la diferencia en cuanto a sabor y textura con las que puedes encontrar compradas. Además, sabes  y controlas los ingredientes que estás poniendo y de esta manera, las comerás con un buen sabor de boca.

Vamos con la receta…

GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes

Necesitarás…

  • 150 gr de harina de avena.
  • 50 gr de copos de avena.
  • 75 gr de harina integral de trigo.
  • 1 cucharadita de levadura química.
  • 2 cucharadas de azúcar moreno o panela.
  • 2 huevos medianos.
  • 50 gr de cacahuetes naturales y tostados.
  • 4-5 cucharadas de miel.
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen suave.
  • Una cucharadita de esencia de vainilla.
  • 1 pizca de sal.

Así se prepara…

  1. En primer lugar, precalienta el horno a 180ºC calor arriba y abajo.
  2. En un bol amplio, vierte la harina de avena, la harina integral de trigo, los copos de avena, la levadura y la sal y mezcla bien.
  3. Haz un hoyo en el centro y vierte los huevos batidos, el aceite de oliva, la miel, el azúcar, la esencia de vainilla y los cacahuetes picados. Mezcla todo con ayuda de un robot de cocina con el utensilio pala a velocidad medio-baja o bien con las manos hasta que esté todo integrado y consigamos una masa lo más homogénea posible.
  4. Prepara una bandeja de horno forrada con papel de hornear.
  5. Con ayuda de una cuchara ve cogiendo porciones de masa y dales forma de bolita. Coloca sobre la bandeja de horno y aplástalas un poco con las yemas de los dedos. Haz esto con el resto de masa hasta acabar con toda la restante. Intenta hacer todas las bolitas del mismo tamaño para que se horneen por igual.
  6. Introduce la bandeja en el horno durante 12-14 minutos aproximadamente hasta que estén firmes y ligeramente doradas.
  7. Una vez pasado este tiempo, saca la bandeja del horno y espera unos minutos antes de manipularlas ya que aún estarán blanditas.  Deja enfriar las galletas sobre una rejilla para que enfríen completamente.
  8. Guárdalas en un bote de cristal bien cerrado o en una caja de lata y te aguantarán bien.

Algunas consideraciones…

  • Si no encuentras los cacahuetes tostados (sin sal, azúcar y sin freír) cómpralos naturales y los tuestas en el horno en una bandeja de horno durante unos 10 minutos aproximadamente moviéndolos de vez en cuando para que se tuesten por igual.
  • Si haces las bolitas de masa más pequeñas te saldrán más galletas y si las aplastas bastante, te quedarán más tostaditas. A mi es que me gustan más en formato cookie, por eso las he dejado más gorditas.
  • La harina de avena y la integral de trigo las he comprado en un supermercado ecológico que garantizan una materia prima de calidad. Podrás encontrarlas también en las secciones bio de diferentes supermercados o en herbolarios.
  • Pica los cacahuetes ayudándote de un robot de cocina o como lo hago yo, metiéndolos en una bolsa de plástico y aplastándolos con un rodillo. Déjalos a un tamaño medio, para que se noten los trocitos al morder las galletas.

Fuente: Cocina sana para disfrutar. Isasaweis

La Cocina de Morilands

GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes

GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes

Hola chic@s!!! De nuevo por aquí, pero esta vez con una opción muy diferente a la que os tengo tan acostumbrad@s. Como veis, os dejo unas galletas integrales con avena y cacahuetes que no tienen nada de dificultad y que las podrán hacer hasta los más perezosos sin apenas esfuerzo.

Cuando te propones comer un poco más sano y saludable, siempre se piensa que será muy difícil, que no encontrarás recetas aceptables, que echarás de menos muchas de tus comidas habituales y la verdad es que te sorprendes al comprobar la cantidad de opciones que se pueden encontrar y de ingredientes que cada vez van apareciendo en los estantes de nuestros supermercados habituales y que hasta hace poco tiempo era impensable encontrar con esta facilidad.

Es tal el número de personas que tienen alguna intolerancia, alergia o simplemente que han decidido cambiar su alimentación para encontrarse mejor y conseguir una buena calidad de vida que cada vez van surgiendo más y mejores alternativas para ayudarte en la cesta de la compra y en ampliar nuestro recetario.

Pues bien, estas galletas de avena son diferentes. Al ser caseras, notas mucho la diferencia en cuanto a sabor y textura con las que puedes encontrar compradas. Además, sabes  y controlas los ingredientes que estás poniendo y de esta manera, las comerás con un buen sabor de boca.

Vamos con la receta…

GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes

Necesitarás…

  • 150 gr de harina de avena.
  • 50 gr de copos de avena.
  • 75 gr de harina integral de trigo.
  • 1 cucharadita de levadura química.
  • 2 cucharadas de azúcar moreno o panela.
  • 2 huevos medianos.
  • 50 gr de cacahuetes naturales y tostados.
  • 4-5 cucharadas de miel.
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen suave.
  • Una cucharadita de esencia de vainilla.
  • 1 pizca de sal.

Así se prepara…

  1. En primer lugar, precalienta el horno a 180ºC calor arriba y abajo.
  2. En un bol amplio, vierte la harina de avena, la harina integral de trigo, los copos de avena, la levadura y la sal y mezcla bien.
  3. Haz un hoyo en el centro y vierte los huevos batidos, el aceite de oliva, la miel, el azúcar, la esencia de vainilla y los cacahuetes picados. Mezcla todo con ayuda de un robot de cocina con el utensilio pala a velocidad medio-baja o bien con las manos hasta que esté todo integrado y consigamos una masa lo más homogénea posible.
  4. Prepara una bandeja de horno forrada con papel de hornear.
  5. Con ayuda de una cuchara ve cogiendo porciones de masa y dales forma de bolita. Coloca sobre la bandeja de horno y aplástalas un poco con las yemas de los dedos. Haz esto con el resto de masa hasta acabar con toda la restante. Intenta hacer todas las bolitas del mismo tamaño para que se horneen por igual.
  6. Introduce la bandeja en el horno durante 12-14 minutos aproximadamente hasta que estén firmes y ligeramente doradas.
  7. Una vez pasado este tiempo, saca la bandeja del horno y espera unos minutos antes de manipularlas ya que aún estarán blanditas.  Deja enfriar las galletas sobre una rejilla para que enfríen completamente.
  8. Guárdalas en un bote de cristal bien cerrado o en una caja de lata y te aguantarán bien.

Algunas consideraciones…

  • Si no encuentras los cacahuetes tostados (sin sal, azúcar y sin freír) cómpralos naturales y los tuestas en el horno en una bandeja de horno durante unos 10 minutos aproximadamente moviéndolos de vez en cuando para que se tuesten por igual.
  • Si haces las bolitas de masa más pequeñas te saldrán más galletas y si las aplastas bastante, te quedarán más tostaditas. A mi es que me gustan más en formato cookie, por eso las he dejado más gorditas.
  • La harina de avena y la integral de trigo las he comprado en un supermercado ecológico que garantizan una materia prima de calidad. Podrás encontrarlas también en las secciones bio de diferentes supermercados o en herbolarios.
  • Pica los cacahuetes ayudándote de un robot de cocina o como lo hago yo, metiéndolos en una bolsa de plástico y aplastándolos con un rodillo. Déjalos a un tamaño medio, para que se noten los trocitos al morder las galletas.

Fuente: Cocina sana para disfrutar. Isasaweis

Hola chic@s!!! De nuevo por aquí, pero esta vez con una opción muy diferente a la que os tengo tan acostumbrad@s. Como veis, os dejo unas galletas integrales con avena y cacahuetes que no tienen nada de dificultad y que las podrán hacer hasta los más perezosos sin apenas esfuerzo.

Cuando te propones comer un poco más sano y saludable, siempre se piensa que será muy difícil, que no encontrarás recetas aceptables, que echarás de menos muchas de tus comidas habituales y la verdad es que te sorprendes al comprobar la cantidad de opciones que se pueden encontrar y de ingredientes que cada vez van apareciendo en los estantes de nuestros supermercados habituales y que hasta hace poco tiempo era impensable encontrar con esta facilidad.

Es tal el número de personas que tienen alguna intolerancia, alergia o simplemente que han decidido cambiar su alimentación para encontrarse mejor y conseguir una buena calidad de vida que cada vez van surgiendo más y mejores alternativas para ayudarte en la cesta de la compra y en ampliar nuestro recetario.

Pues bien, estas galletas de avena son diferentes. Al ser caseras, notas mucho la diferencia en cuanto a sabor y textura con las que puedes encontrar compradas. Además, sabes  y controlas los ingredientes que estás poniendo y de esta manera, las comerás con un buen sabor de boca.

Vamos con la receta…

GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes

Necesitarás…

  • 150 gr de harina de avena.
  • 50 gr de copos de avena.
  • 75 gr de harina integral de trigo.
  • 1 cucharadita de levadura química.
  • 2 cucharadas de azúcar moreno o panela.
  • 2 huevos medianos.
  • 50 gr de cacahuetes naturales y tostados.
  • 4-5 cucharadas de miel.
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen suave.
  • Una cucharadita de esencia de vainilla.
  • 1 pizca de sal.

Así se prepara…

  1. En primer lugar, precalienta el horno a 180ºC calor arriba y abajo.
  2. En un bol amplio, vierte la harina de avena, la harina integral de trigo, los copos de avena, la levadura y la sal y mezcla bien.
  3. Haz un hoyo en el centro y vierte los huevos batidos, el aceite de oliva, la miel, el azúcar, la esencia de vainilla y los cacahuetes picados. Mezcla todo con ayuda de un robot de cocina con el utensilio pala a velocidad medio-baja o bien con las manos hasta que esté todo integrado y consigamos una masa lo más homogénea posible.
  4. Prepara una bandeja de horno forrada con papel de hornear.
  5. Con ayuda de una cuchara ve cogiendo porciones de masa y dales forma de bolita. Coloca sobre la bandeja de horno y aplástalas un poco con las yemas de los dedos. Haz esto con el resto de masa hasta acabar con toda la restante. Intenta hacer todas las bolitas del mismo tamaño para que se horneen por igual.
  6. Introduce la bandeja en el horno durante 12-14 minutos aproximadamente hasta que estén firmes y ligeramente doradas.
  7. Una vez pasado este tiempo, saca la bandeja del horno y espera unos minutos antes de manipularlas ya que aún estarán blanditas.  Deja enfriar las galletas sobre una rejilla para que enfríen completamente.
  8. Guárdalas en un bote de cristal bien cerrado o en una caja de lata y te aguantarán bien.

Algunas consideraciones…

  • Si no encuentras los cacahuetes tostados (sin sal, azúcar y sin freír) cómpralos naturales y los tuestas en el horno en una bandeja de horno durante unos 10 minutos aproximadamente moviéndolos de vez en cuando para que se tuesten por igual.
  • Si haces las bolitas de masa más pequeñas te saldrán más galletas y si las aplastas bastante, te quedarán más tostaditas. A mi es que me gustan más en formato cookie, por eso las he dejado más gorditas.
  • La harina de avena y la integral de trigo las he comprado en un supermercado ecológico que garantizan una materia prima de calidad. Podrás encontrarlas también en las secciones bio de diferentes supermercados o en herbolarios.
  • Pica los cacahuetes ayudándote de un robot de cocina o como lo hago yo, metiéndolos en una bolsa de plástico y aplastándolos con un rodillo. Déjalos a un tamaño medio, para que se noten los trocitos al morder las galletas.

Fuente: Cocina sana para disfrutar. Isasaweis





3 Comentarios a “GALLETAS INTEGRALES con avena y cacahuetes”

  1. Las haré mañana mismo. Justo tengo en la despensa unos copos a los que quería dar salida… , me vienen al pelo! Y me gusta que no lleven mantequilla. A ver qué tal!

    Carmen María, marzo 14, 2017, 10:23 pm | Responder a este comentario
  2. Creo que son perfectas para la operacion bikini que ya hemos medio empezado. Gracias Juanfran por publicar recetas tan ricas!!!!

    Marga, marzo 16, 2017, 7:30 pm | Responder a este comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tus recetas por correo: