CRUJIENTE DE MANZANA

La Cocina de Morilands

CRUJIENTE DE MANZANA

Hoy es el último día de colegio para todos… ahora sí que llegan las tan agraciadas vacaciones de maestros, … las aulas se cierran, vacías, sin niños/as, con todo recogido, todo «patas arriba»… parecen esqueletos…
Hoy os traigo una nueva receta, un rico postre fácil y divertido puesto que podréis comprobar lo rápido que se hace y sin apenas complicación. Además, es tan simple, que seguro que repetiréis en muchas más ocasiones, estoy seguro…
CRUJIENTE DE MANZANA…
Necesitarás:
Para las migas crujientes…
– 100 gr de mantequilla en trozos y un poco más.
– 80 gr de azúcar.
– 150 gr de harina.
– 1 pellizco de sal.
Para el relleno:
– 600 gr de manzanas peladas, descorazonadas y cortadas en cuartos.
– 1 cucharada de zumo de limón.
– 40 gr de azúcar.
-1 cucharadita de canela en polvo.
Así se prepara:
1.-
Precalienta el horno a 180º.
2.- Empieza a preparar las migas crujientes: pon en el vaso todos los ingredientes de las migas y mezcla programando 10 segundos, velocidad 6. Retira y reserva. Te quedará una masa que no tienes que apretar ni extender ni nada por el estilo.
3.- Prepara el relleno: pon en el vaso todos los ingredientes para el relleno y programa 2 segundos, velocidad 4, y a continuación 5 minutos, 100º, giro a la izquierda, velocidad 1. Una vez acabado, vierte el contenido en una fuente de horno previamente engrasada con mantequilla.
4.- Distribuye las migas sobre el relleno, de manera que vayas cubriendo todo de manera homogénea. Introduce en el horno y deja unos 30 minutos aproximadamente, hasta comprobar que las migas se han dorado.
CONSEJOS:
– Puedes servir en caliente o templado, pero a mi particularmente, me gustó más fresco del frigorífico y pasadas unas horas.
– Puedes emplatar el crujiente con nata montada, salsa o helado de vainilla.
– Cuando tengas invitados, prepara el crujiente con antelación, a falta del horneado, y preparas este ultimo paso mientras estás comiendo, así sorprenderás con un postre rápido, en el instante, y muy muy rico.
– Si no te gustan las manzanas y/o prefieres otras frutas, puedes usarlas (peras, melocotones, ciruelas…).

Como habréis podido comprobar, la dificultad de preparación de esta receta es muy baja, así que no tenéis excusa para prepararla… Espero vuestros comentarios de satisfacción, y vuestras críticas…
La Cocina de Morilands

CRUJIENTE DE MANZANA

Hoy es el último día de colegio para todos… ahora sí que llegan las tan agraciadas vacaciones de maestros, … las aulas se cierran, vacías, sin niños/as, con todo recogido, todo «patas arriba»… parecen esqueletos…
Hoy os traigo una nueva receta, un rico postre fácil y divertido puesto que podréis comprobar lo rápido que se hace y sin apenas complicación. Además, es tan simple, que seguro que repetiréis en muchas más ocasiones, estoy seguro…
CRUJIENTE DE MANZANA…
Necesitarás:
Para las migas crujientes…
– 100 gr de mantequilla en trozos y un poco más.
– 80 gr de azúcar.
– 150 gr de harina.
– 1 pellizco de sal.
Para el relleno:
– 600 gr de manzanas peladas, descorazonadas y cortadas en cuartos.
– 1 cucharada de zumo de limón.
– 40 gr de azúcar.
-1 cucharadita de canela en polvo.
Así se prepara:
1.-
Precalienta el horno a 180º.
2.- Empieza a preparar las migas crujientes: pon en el vaso todos los ingredientes de las migas y mezcla programando 10 segundos, velocidad 6. Retira y reserva. Te quedará una masa que no tienes que apretar ni extender ni nada por el estilo.
3.- Prepara el relleno: pon en el vaso todos los ingredientes para el relleno y programa 2 segundos, velocidad 4, y a continuación 5 minutos, 100º, giro a la izquierda, velocidad 1. Una vez acabado, vierte el contenido en una fuente de horno previamente engrasada con mantequilla.
4.- Distribuye las migas sobre el relleno, de manera que vayas cubriendo todo de manera homogénea. Introduce en el horno y deja unos 30 minutos aproximadamente, hasta comprobar que las migas se han dorado.
CONSEJOS:
– Puedes servir en caliente o templado, pero a mi particularmente, me gustó más fresco del frigorífico y pasadas unas horas.
– Puedes emplatar el crujiente con nata montada, salsa o helado de vainilla.
– Cuando tengas invitados, prepara el crujiente con antelación, a falta del horneado, y preparas este ultimo paso mientras estás comiendo, así sorprenderás con un postre rápido, en el instante, y muy muy rico.
– Si no te gustan las manzanas y/o prefieres otras frutas, puedes usarlas (peras, melocotones, ciruelas…).

Como habréis podido comprobar, la dificultad de preparación de esta receta es muy baja, así que no tenéis excusa para prepararla… Espero vuestros comentarios de satisfacción, y vuestras críticas…
Hoy es el último día de colegio para todos… ahora sí que llegan las tan agraciadas vacaciones de maestros, … las aulas se cierran, vacías, sin niños/as, con todo recogido, todo «patas arriba»… parecen esqueletos…
Hoy os traigo una nueva receta, un rico postre fácil y divertido puesto que podréis comprobar lo rápido que se hace y sin apenas complicación. Además, es tan simple, que seguro que repetiréis en muchas más ocasiones, estoy seguro…
CRUJIENTE DE MANZANA…
Necesitarás:
Para las migas crujientes…
– 100 gr de mantequilla en trozos y un poco más.
– 80 gr de azúcar.
– 150 gr de harina.
– 1 pellizco de sal.
Para el relleno:
– 600 gr de manzanas peladas, descorazonadas y cortadas en cuartos.
– 1 cucharada de zumo de limón.
– 40 gr de azúcar.
-1 cucharadita de canela en polvo.
Así se prepara:
1.-
Precalienta el horno a 180º.
2.- Empieza a preparar las migas crujientes: pon en el vaso todos los ingredientes de las migas y mezcla programando 10 segundos, velocidad 6. Retira y reserva. Te quedará una masa que no tienes que apretar ni extender ni nada por el estilo.
3.- Prepara el relleno: pon en el vaso todos los ingredientes para el relleno y programa 2 segundos, velocidad 4, y a continuación 5 minutos, 100º, giro a la izquierda, velocidad 1. Una vez acabado, vierte el contenido en una fuente de horno previamente engrasada con mantequilla.
4.- Distribuye las migas sobre el relleno, de manera que vayas cubriendo todo de manera homogénea. Introduce en el horno y deja unos 30 minutos aproximadamente, hasta comprobar que las migas se han dorado.
CONSEJOS:
– Puedes servir en caliente o templado, pero a mi particularmente, me gustó más fresco del frigorífico y pasadas unas horas.
– Puedes emplatar el crujiente con nata montada, salsa o helado de vainilla.
– Cuando tengas invitados, prepara el crujiente con antelación, a falta del horneado, y preparas este ultimo paso mientras estás comiendo, así sorprenderás con un postre rápido, en el instante, y muy muy rico.
– Si no te gustan las manzanas y/o prefieres otras frutas, puedes usarlas (peras, melocotones, ciruelas…).

Como habréis podido comprobar, la dificultad de preparación de esta receta es muy baja, así que no tenéis excusa para prepararla… Espero vuestros comentarios de satisfacción, y vuestras críticas…




1 Comentario a “CRUJIENTE DE MANZANA”

  1. mmm, tiene que estar muy rico, y además facilísimo!! Un besote!!

    Cristina Prats, julio 1, 2011, 4:40 pm | Responder a este comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tus recetas por correo: